Estudiantes extranjeros en Capital: de qué países vienen y qué carreras eligen

El año pasado, el ranking QS Best Students Cities Ranking, uno de los más prestigiosos del sistema universitario, reconoció a Buenos Aires como la mejor ciudad de la región para estudiar. A nivel mundial, se ubicó en el puesto 42.

En todo el país, de acuerdo al último registro oficial disponible, en 2015 había 53.101 estudiantes extranjeros matriculados en universidades argentinas; el 2,8% de la población universitaria total del país. De ellos, la mayoría (67,11%) optaba por las instituciones públicas. Entre los primeros lugares de sus procedencias estaban Perú, Brasil y Colombia.

"Las universidades argentinas atraen a muchos estudiantes extranjeros porque, aun sin residencia previa en el país, gozan de los derechos consagrados para los argentinos", explicó a Infobae Alieto Guadagni, director del Centro de Estudios de la Educación Argentina, perteneciente a la Universidad de Belgrano, que cuenta con 20% de estudiantes foráneos.

En Argentina, tienen ingreso irrestricto según lo que indica la actual Ley Universitaria, reformada a fines del 2015. A diferencia de otros países de la región, solo se solicita contar con la certificación de residencia. En casos como en Uruguay se pide al menos haber vivido tres años en el país. En Colombia, la universidad pública está arancelada y exige aprobar examen de ingreso.

La Ciudad de Buenos Aires se transformó en el principal receptor de estudiantes internacionales. "Estamos emplazados en una ciudad que es muy atractiva para el extranjero", confirmó a Infobae Patricio Conejero, subsecretario de relaciones internacionales de la UBA. "Nuestra universidad en particular tiene un enorme prestigio en el mundo hispano. Se la ve como uno de los principales jugadores en el sistema universitario", agregó.

En sus carreras de grado, la UBA tiene 14 mil estudiantes que no son argentinos; el 4,1% de la matrícula total. Sin embargo, la tasa se dispara en los posgrados, el único espacio arancelado de la universidad. Allí de 30 mil estudiantes 4.500 son extranjeros, es decir, el 15%. En ambos, hay un fuerte predominio de los países sudamericanos y detrás de ellos aparece Estados Unidos. En la tercera categoría de estudiantes internacionales, en los intercambios, la procedencia principal es Europa.

Wilson Joo, peruano de 28 años, estudia Economía en la UBA y reconoce que la eligió por su "buena reputación". "Mi experiencia ha sido muy buena. Al principio el CBC fue relativamente sencillo. Ahora estoy en tercer año de la carrera y las materias son más difíciles y mi tiempo para estudiar más reducido. Sin embargo, el dinamismo de estudiar y trabajar, aunque es cansador, a la vez es satisfactorio", comentó.

Economía en la UBA es una de las predilectas por los extranjeros. Leonardo Castro, colombiano de 22 años, también optó por la carrera. "La elegí por su prestigio internacional y por la experiencia de vivir solo. La Ciudad ya la conocía desde antes y creía que tenía muchas cosas interesantes, mucha cultura, para una vida universitaria acá. Me encontré con una experiencia muy buena. Una oferta amplia, muy buenos profesores y formación de excelencia", contó.

También en CABA está la universidad latinoamericana con mayor proporción de estudiantes internacionales. La Universidad de Palermo cubre un 32% de su matrícula. "Desde 2001, viene aumentando la cantidad de estudiantes extranjeros en la universidad. Principalmente es por el boca en boca. Hoy ya tenemos 51 países representados. La mayoría de habla hispana con Perú y Colombia a la cabeza. En los de intercambio, domina Estados Unidos", dijo Matías Popovsky, vicerrector de la institución.

En general, según Popovsky, los alumnos llegan de países cuyas economías "están muy bien o están muy mal". En los primeros casos suelen regresar a sus países de origen. En épocas de crisis, tienden a quedarse a vivir en Argentina. Tal es el caso de Venezuela que en 2015 ocupaba el noveno escalafón de procedencia y ahora, según el relevamiento de Infobaeexperimenta un pico de inscriptos.

"Empezar a estudiar en Buenos Aires fue súper fácil", relató Josines Guerra, venezolana de 23 años que estudia Marketing en la UADE. "Me tuve que traer los papeles de Venezuela y pedir una cita para legalizarlos. Dos días después terminó el trámite, presenté los documentos en la universidad y convalidé mis estudios. Ya cursé un cuatrimestre y los profesores son bastante dados con los venezolanos. Somos muchos los extranjeros aquí en Buenos Aires", continuó.

Las carreras más elegidas

Las fuentes consultadas coinciden en que la incorporación de alumnos internacionales "enriquece el debate" en las aulas y la construcción de redes profesionales. En la UBA, la demanda de grado está "bastante dividida", pero en los posgrados emergen facultades emblemáticas en las preferencias: Economía, Ingeniería, Agronomía y una fuerte presencia en Odontología.

La UCA, que desarrolla un programa de intercambio con promedio de 500 alumnos por año, encuentra en su Facultad de Medicina alto porcentaje de extranjeros por la amplia oferta de posgrados.

En la UP la modalidad combinada -un mix entre cursada online y presencial- es la que más crece entre los estudiantes internacionales. Las carreras más populares en el segmento son de Diseño y Comunicación (Publicidad, Periodismo, Diseño de Moda, Diseño Gráfico) y las de Negocios donde el MBA, por caso, tiene arriba del 50% de foráneos.

En la UADE, que tiene 4,5% de extranjeros, suman otras preferencias a las ya mencionadas: licenciaturas en Gestión de empresas gastronómicas y de alojamiento, Comercio Internacional, Gestión Deportiva y Turismo y Hotelería.